Cumplir un sueño: Dónde y cómo aprender a bucear

Muchas personas sueñan con aprender a bucear porque quieren experimentar esa sensación que los que bucean describen: escuchar solo su respiración en un mundo en el que se flota y desaparecen las preocupaciones del mundo cotidiano. Otros buscan en el buceo una nueva forma de aventura con mucha adrenalina, y algunos se acercan a una escuela de buceo en Capital Federal para aprender de manera formal esta actividad. De hecho, sin importar el motivo por el cual se quiera aprender a bucear, las escuelas son esenciales para poder practicarlo.

Razones para bucear

No es necesario ser un súper atleta para aprender a bucear. La mayoría de las escuelas van a solicitarte un apto físico completo y obviamente saber nadar. Por otro lado, hay diferentes clase de buceo y los grupos de aprendizaje se dividen en niveles. La edad mínima para ser aceptado en una escuela de buceo varía pero en general es entre los 10 a 14 años.

Nadar y moverse en el agua es un ejercicio excelente. Al bucear se trabajan casi todos los músculos del cuerpo y la resistencia que ofrece el agua junto la necesidad de mantener el equilibrio hace que nuestra orientación y habilidad psicomotriz mejoren. Por otro lado, tener la posibilidad de experimentar la vida marina con su flora y fauna es razón suficiente para querer aprender a bucear.

Cómo se aprende en las escuelas

Cuando llega el momento de elegir dónde aprender a bucear es indispensable analizar quiénes son los que te van a enseñar (deben ser instructores profesionales), con qué infraestructura cuentan y cuáles son las medidas de seguridad que aplican en sus clases.

Las clases de aprendizaje y primer entrenamiento no se realizan en aguas abiertas sino que generalmente se dictan en piletas de natación, en las sedes que las escuelas tienen para estos cursos. Las sedes de una escuela de buceo se pueden encontrar en cualquier parte del país, desde una escuela de buceo en Olivos hasta una en la Patagonia, pasando por Mendoza o Buenos Aires entre otras provincias.

Tipos de curso

El nivel inicial de los cursos de buceo se llama open water, le sigue en dificultad el advanced open water y el rescue diver que requieren de ciertas destrezas especiales y un entrenamiento específico. Luego están los cursos de especialidades que van desde fotografía submarina y buceo con traje seco hasta buceo en naufragios. Todos estos cursos, desde el más simple al más complejo, deben tener la certificación del método por organizaciones internacionales.

Sin dudas, bucear despierta nuestra curiosidad y atrae nuestra atención. Hoy es posible cumplir ese sueño del buceo, para que deje de ser una meta inalcanzable.